Cuauhtémoc toma protesta, como otros deportistas

MÉXICO — Quizá Cuauhtémoc Blanco nunca consiguió llevar a México al ansiado quinto partido. Pero en las elecciones del pasado 7 de junio alcanzó algo que parecía tan complicado como vencer a Argentina: Blanco remontó una diferencia de más de 11 puntos en la preferencia electoral y consiguió ganar en las urnas la Alcaldía por Cuernavaca. Las cascaritas con los asistentes a sus mítines y la Temoseñal surtieron efecto, a tal grado que este 30 de diciembre tomó posesión en su cargo popular. De esta manera, el Cuauh se ha convertido en uno más de los deportistas que han cambiado de la arena deportiva a la política.

Tanto México como otros países han sido testigos de casos similares. Ya bien conocido es el caso del fisiculturista Arnold Schwarzenegger como gobernador de California. Pero hay más historias, como la de Jesse Ventura, quien fue un luchador profesional de la WWE, cuando ésta estaba más concentrada en el deporte que en el espectáculo.

The Body, sobrenombre por el que se le conocía, pertenecía al ala de los luchadores tramposos que harían lo que fuera con tal de ganar. Irónicamente, en la política ganó limpiamente las elecciones para convertirse en alcalde de Brooklyn Park en 1990, y años después, en 1998, ganó las elecciones para gobernador de Minnesota.

El trabajo político de Kevin Johnson es digno de destacar. Tras jugar por 12 años en la NBA, en los cuales por cuatro años fue invitado al juego de las estrellas, se retiró en el 2000 de las duelas. En el 2008 volvió a los reflectores, cuando anunció su candidatura para Alcalde de Sacramento, California. Ganó las elecciones de ese año así como su paso a la historia, ya que es el primer alcalde afroamericano de Sacramento. En el 2012 fue reelegido, y actualmente se encuentra fungiendo este cargo.

La lista en Estados Unidos es larga: Jack Kemp, jugador de fútbol americano y nombrado el jugador más valioso de la liga americana en 1965, fue también congresista y candidato a la vicepresidencia en 1996 cuando Bob Dole aspiraba a ocupar la Casa Blanca. Jim Bunning fue pitcher en Detroit y Filadelfia, así como senador de Kentucky y miembro de la cámara de representantes.

Mientras que su carrera en el béisbol duró cerca de 20 años, en la política fue de más de 30 años, siendo nombrado en el 2006 por la revista Times como 1 de los 5 peores senadores de los Estados Unidos.

Cuauhtémoc Blanco no es el único futbolista que ha apostado por una carrera política. El futbolista ucraniano Andriy Shevchenko, no conforme con haber jugado en grandes clubes como el Chelsea o el AC Milán, y ganar la Liga de Campeones, trató de obtener un asiento en el parlamento de su país en 2012. Su fama de futbolista no fue suficiente, y sólo consiguió el 1.6 por ciento de los votos. En cambio, el fantástico goleador brasileño, Romario, fue elegido diputado por el partido socialista en el 2010 y en el 2014 habló ferozmente sobre la corrupción alrededor del mundial en Brasil.

Si hay un hombre que ha logrado ser tremendamente exitoso en las dos arenas, ese es Imran Khan. El nombre puede no parecernos familiar a muchos, pues su especialidad es el cricket. Este pakistaní es considerado uno de los mejores jugadores de cricket del siglo XX y lideró a su equipo para ganar la copa del mundo en esta especialidad en 1992. En 1996 creó su propio partido, Movimiento por la justicia, el cual en su primera elección ganó 27 asientos, algo sin duda inesperado. Es considerado uno de los hombres más influyentes en Asia, y con un una aprobación popular que se ha mantenido siempre por las nubes.

Nova Peris, deportista australiana, es una mujer que no sólo cambió de lo deportivo a lo político. De hecho, Peris compitió con el equipo de Hockey sobre pasto en diversos torneos internacionales desde 1993, ganó el oro olímpico en 1996, pero un año después decidió cambiar de deporte. Peris se convirtió en corredora. Como corredora de 200 metros, consiguió una medalla de oro así como en los relevos de 400 metros. En el 2013 su vida profesional de nuevo giró cuando fue electa como la primera mujer australiana indígena en el parlamento federal, puesto que aún ejerce como miembro del partido laborista.

Manny Pacquiao es otro ejemplo de un deportista y político exitoso. Sin embargo, Pacquiao perdió la primera elección a la que se presentó cuando trató de ser congresista, esto en el 2007. En el 2010 volvió a participar por un asiento en la cámara de representantes, esta vez con éxito, así como 3 años después, cuando se reeligió en el puesto.

Pacquiao no es el único pugilista que ha alcanzado una exitosa carrera política. Vitali Klitschko, al igual que Pac-Man, combinó su carrera política con la deportiva. Klitschko es un boxeador de peso completo que ostenta el segundo mejor récord de más peleas ganadas por KO, sólo superado por el legendario Rocky Marciano. También es el primer boxeador profesional que ha obtenido un título doctoral. Su carrera política inició en 2005 cuando perdió las elecciones para Alcalde de Kiev. En el 2012 fue votado como miembro del parlamento y elegido como líder de la facción de su partido. En el 2014 anunció que participaría como candidato presidencial para las elecciones de ese año, pero desistió y decidió mejor competir de nuevo como Alcalde de Kiev, puesto que ganó en las urnas y que ejerce actualmente.

En México, el boxeador Raúl El Ratón Macías y la taekwondoin Iridia Salazar son deportistas que llegaron a una diputación, pero compitiendo como suplentes. En el caso de Salazar, logró ejercer el cargo debido a que el diputado federal al que suplía renunció.

Sin embargo, otros colegas deportistas no han corrido con la misma suerte: Ana Guevara, la corredora y medallista olímpica trató de ser delegada en el Distrito Federal por Miguel Hidalgo, sin conseguir un triunfo en las urnas. Lo mismo les sucedió en el 2009 a Carlos Hermosillo y a Fernando Platas cuando intentaron ser diputados federales. O al legendario boxeador Rubén Púas Olivares, quien compitió por el Partido Socialista de los Trabajadores, sin conseguir el voto de las mayorías.

Ahora comienza una nueva etapa para Cuauhtémoc Blanco. Qué le depara el futuro político, es imposible de predecir. Sólo el tiempo nos dirá si lo recordaremos por su trabajo como estadista o por su paso por la selección mexicana y la siempre famosa Cuauhteminha. Pero que continuaremos siguiendo sus pasos, esté donde esté, eso es indiscutible. Porque siempre será quien bailó un zapateado ante Brasil y alguna vez dijo que al oír el himno mexicano se le salían las de San Pedro.

Con Información de Leticia Neria

Twitter: @leticianeria


Fuente: ESPN

rss_pi_source_url:
http://espndeportes.espn.go.com/futbol/mexico/nota/_/id/2561261/cuauhtemoc-blanco-no-es-el-unico-deportista-que-ha-incursionado-en-la-politica?campaign=rss&source=ESPNdeportesSECTION.FUTBOLMEXICO
rss_pi_source_md5:
ecb7e2c41245af82c4740a7270664d41
rss_pi_canonical_url:
my_blog
post_views_count:
0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Networking