fbpx

Ratifica Comisión a subsecretarios de Relaciones Exteriores

  • Analizan senadores diversificar relaciones comerciales con otras regiones y política migratoria en Estados Unidos.

La Comisión de Relaciones Exteriores, que preside el senador Héctor Vasconcelos, aprobó los dictámenes por los que se ratifican los nombramientos de Julián Ventura Valero y Jesús Seade Kuri como subsecretarios de Relaciones Exteriores y para América del Norte, respectivamente.

Además, ratificaron a Martha Delgado Peralta y a Maximiliano Reyes Zúñiga como subsecretarios de Asuntos Multilaterales y Derechos Humanos, y para América Latina y el Caribe, respectivamente.

Al presentar su plan de trabajo a los senadores, Ventura Valero se comprometió a promover los intereses de México “en un contexto global que encierra grandes oportunidades, pero que también está marcado por la incertidumbre”.

Destacó la necesidad de establecer una estrategia de diversificación de las relaciones internacionales inteligente. En este sentido, dijo, “Europa es y será una pieza central para ampliar los lazos con una gran variedad de actores, con contenido social para beneficio de todos los mexicanos, así como para el desarrollo de nuestros vecinos centroamericanos”.

El senador Napoleón Gómez Urrutia, de Morena, asentó la importancia de disminuir la dependencia económica hacia el mercado norteamericano e impulsar una política exterior que “nos hagan menos vulnerables, susceptibles de presiones o hasta de chantajes diplomáticos en contra de México”.

Por el PAN, la senadora Alejandra Noemí Reynoso Sánchez refirió que durante mucho tiempo se concentró la tención comercial en América del Norte. Ahora, agregó, existe una oportunidad para fortalecer los intercambios comerciales en regiones como la de Asia-Pacífico, África y Medio Oriente.

Jesús Seade, propuesto como subsecretario para América del Norte, advirtió que el mayor reto que enfrentará México es el fenómeno migratorio, sobre todo por el contexto electoral en la Unión Americana. Las políticas de ese país, aunadas a nuevas circunstancias regionales como las caravanas migrantes, asentó, “requerirán acciones políticas y consulares”.

Afirmó que en la Unión Americana no cesará el discurso adverso en contra de los indocumentados y continuarán las acciones encaminadas a aumentar el número de deportaciones, a limitar las solicitudes de asilo y reducir los beneficios públicos a este sector.

Así, dijo, la prioridad será la asistencia y protección consular a la comunidad mexicana, profundizar la colaboración con organizaciones locales, consolidar los programas para defender a nuestros connacionales y ampliar la comunicación entre consulados y diversas instituciones para responder con rapidez a los cambios en la política migratoria estadouninse.

Por el PRI, la senadora Beatriz Paredes Rangel consideró que se requieren recursos para que los consulados puedan contratar a quienes defenderán a los mexicanos. Además, dijo, es necesario que no se recorte el presupuesto al personal del Servicio Exterior Mexicano porque tienen que pagar renta, colegiaturas “y si sufren un demérito en su ingreso difícilmente van a poder funcionar con la eficacia que todos queremos”.

Martha Delgado Peralta, designada como Subsecretaria para Asuntos Multilaterales y Derechos Humanos, dijo que se impulsará la creación de sociedades incluyentes abiertas, prósperas y felices, con una promoción del desarrollo económico que se enmarque en la justicia y la inclusión, considerando estándares y estudios internacionales.

Apuntó que se colocará al centro el bienestar de los mexicanos, a través de ejes que consideran el desarrollo sostenible y el combate climático, la equidad de género y la no discriminación; además de que se buscará mantener al país como un promotor y defensor global de los derechos humanos, considerando también a las personas migrantes.

Maximiliano Reyes, quien fue designado para ocupar la Subsecretaría para América Latina y el Caribe, asentó que las relaciones con esta región estarán guiadas por los principios constitucionales de no intervención, autodeterminación de los pueblos, solución pacífica de controversias, respeto a los derechos humanos y cooperación internacional para el desarrollo.

Es momento, expresó, de volver a mirar al sur para consolidar su presencia como un actor regional relevante. Para el caso de Venezuela, agregó, “mantendremos una adecuada interlocución con el gobierno en turno y con todos los actores de la sociedad venezolana. “Que quede claro, México está en plena disposición de fungir como puente de diálogo y mediador de los conflictos internos de ese país, si así es requerido”.

Networking