Cooperativismo, para combatir crisis económica

  • Necesario generar condiciones para fortalecer economía social y cooperativismo, con el fin de combatir crisis económica del país y reducir desigualdad: Román Ávila

Palacio Legislativo (Notilegis).– La diputada María Guadalupe Román Ávila (Morena) señaló la necesidad de generar las condiciones para el fortalecimiento de la economía social y el cooperativismo, que se rigen como una vía alternativa para combatir la crisis económica del país, disminuir la desigualdad y generar empleos dignos.

La también integrante de la Comisión de Economía Social y Fomento del Cooperativismo, sostuvo que este modelo económico tiene dos funciones claras: la productividad y el bienestar social.

“Una de las principales metas que se tiene es el impulso y fortalecimiento de la economía social y el cooperativismo, como una alternativa ante las crisis económicas, a través de la generación de empleos formales y dignos”, indicó durante el foro “”Fomento cooperativo y economía social”.

Román Ávila refirió que, según el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), ante la falta de empleo, más de 50 millones de personas viven en pobreza en el país.

Resaltó que la economía social y las cooperativas permiten que las mujeres y las familias encuentren nuevas formas y mejores posibilidades de participación y desarrollo económico social, en igualdad de condiciones.

Expuso que las cooperativas se destacan por ser asociaciones autónomas de voluntarios, que necesitan satisfacer sus necesidades básicas, así como sus aspiraciones económicas, sociales, culturales, por medio de una empresa democráticamente controlada.

“Las cooperativas pueden conducir y organizar a trabajadores de una buena manera, sustentando la autogestión y dando respuesta a graves problemas sociales como la pobreza, la exclusión y la marginación, producto de la concentración de la riqueza y polarización de las actividades productivas”, apuntó.

La diputada de Morena comentó que, de acuerdo con la Organización Internacional del Trabajo (OIT), este tipo de asociaciones emplean a más de 100 millones de personas alrededor del mundo.

“La implementación y el fortalecimiento de la economía social y el cooperativismo es de gran importancia, ya que puede hacer frente a las demandas del mundo actual, como transición de la economía informal al trabajo decente, desarrollo económico local, bienestar y empoderamiento de las mujeres”, insistió.

Román Ávila dijo que el objetivo de este foro es intercambiar experiencias, conocimiento y expectativas para nutrir los trabajos legislativos, que favorezcan este modelo económico.

José Luis Gutiérrez Cureño, expresidente municipal de Ecatepec, Estado de México, exhortó al grupo parlamentario de Morena a que la economía social y el cooperativismo sean un asunto prioritario de su agenda legislativa y, al mismo tiempo, de la llamada “Cuarta Transformación”.

El también presidente de la organización Regeneración Social MX lamentó que se siga dando prioridad al apoyo social y no se subraye lo suficiente el tema de la inclusión social y económica.

Enfatizó que la economía social y solidaria es la única que puede detonar el desarrollo económico local, en las ciudades y municipios, y convertir el trabajo informal, principal fuente de ocupación de los jefes de familia, en formal.

“Se trata de hacer que la prioridad sea el desarrollo económico local, en lo micro, porque ya fueron mucho años de priorizar lo macro y eso sólo produjo grandes millonarios a costa de un pueblo empobrecido. Tenemos que superar ese desafío, porque de otra manera la economía formal, al no crecer, seguirá generando un bache enorme”, aseveró.

Gutiérrez Cureño destacó que este modelo económico tiene la capacidad de producir con sostenibilidad, de propiciar más rápido el proceso de empoderamiento y bienestar para las mujeres y niñas y, en consecuencia, disminuir la desigualdad y la violencia hacia ellas.

Además, puede alcanzar más pronto la meta de seguridad alimentaria y el empoderamiento de los pequeños productores, así como garantizar una cobertura sanitaria universal en todo el país y poner al alcance de todas las familias el acceso al financiamiento de su actividad económica.

Valentino Morales López, investigador en el Centro de Investigación e Innovación en Tecnologías de la Información y Comunicación (Infotec), indicó que es necesaria la definición de las políticas públicas y los apoyos para “generar un entramado integral que permita el fortalecimiento de las cooperativas, como una alternativa de mejora la económica de las comunidades”.

Agregó que “la oportunidad que brinda el actual contexto histórico es vital, porque permite la discusión de gran calado para la redefinición de planteamientos que fueron impuestos desde una perspectiva neoliberal, en el modelo económico”.

Julio Garduño Colín, representante de la Organización Central Campesina Cardenista, convocó a los legisladores a “trabajar en conjunto para fomentar el espíritu cooperativista y crear una nueva cultura para relacionarnos”.

Networking