F#ck diplomatic immunity: Trump administration

  • ‘Ocupación’ de las propiedades diplomáticas rusas en Estados Unidos ‘acto contundente de hostilidad’ – Ministerio de Relaciones Exteriores

La “ocupación” de las propiedades diplomáticas rusas en Estados Unidos es “un acto contundente de hostilidad”, dijo el Ministerio de Relaciones Exteriores ruso, y agregó que Washington está violando el derecho internacional y la Convención de Viena por el movimiento.

Estados Unidos tomó el control el sábado de tres puestos diplomáticos rusos en Estados Unidos después de confirmar que los rusos habían cumplido con la orden del gobierno de Trump de salir en dos días, dijeron las autoridades.

Justo es mencionar, que Estados Unidos pareció someterse a una denuncia rusa que originalmente sólo les dio a los diplomáticos 48 horas para desalojar los hogares con todo y sus familias. Ablandando la orden original, oficiales de EEUU dijeron que habían hecho “arreglos separados” para dar a las familias “tiempo suficiente” para empacar sus pertenencias y desocupar los departamentos en los terrenos del consulado. No está claro cuánto tiempo más tendrían los rusos para salir de la parte residencial del consulado, funcionarios de EEUU aseguraron que Moscú había sido informado del nuevo plazo.

Mientras tanto, el Departamento de Estado de EEUU controlará todo acceso a las propiedades, junto con la responsabilidad de asegurarlas y mantenerlas, dijo un funcionario estadounidense.

La Convención de Viena

La Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas constituye la base de la inmunidad diplomática y define el marco de las relaciones entre los países. Afirma que los locales de cualquier misión serán inviolables y que los agentes del Estado receptor no podrán entrar en ellos salvo con el consentimiento del jefe de la misión.

Moscú señaló que todas las propiedades incautadas en Nueva York, Washington y San Francisco tienen inmunidad diplomática.

“Los servicios especiales de Estados Unidos, apoyados por la policía armada, ahora están” tomando “los edificios ocupados”, agregó el comunicado.

El Departamento de Estado negó las acusaciones, diciendo que funcionarios estadounidenses habían llevado a cabo recorridos conjuntamente con personal de Rusia en los tres sitios para confirmar que el personal había partido.

“Estas inspecciones se llevaron a cabo para asegurar y proteger las instalaciones y para confirmar que el gobierno ruso había desocupado las instalaciones”, dijo un funcionario del Departamento de Estado en un comunicado por correo electrónico.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia afirmó que la búsqueda en el sitio de Washington podría ser utilizada por los servicios especiales de los Estados Unidos para “plantar elementos comprometedores”.

El día de ayer se manejaban diversas versiones en la red, la más popular apuntaba a que las autoridades estadounidenses se vieron forzadas a entrar pues se podía observar humo negro saliendo de las oficinas rusas, lo cual levantó sospechas sobre una posible quema de documentos comprometedores sobre la supuesta injerencia rusa en las pasadas elecciones presidenciales estadounidenses.

– Redacción DC / JLGO

Networking